Un tranquilo lugar de Pruebas

domingo, 22 de marzo de 2015

Mi Mamá me dice que soy espacial


"Seres que inspiran historias."


—Hija, eres muy espacial. Y eres bunita.


Me llamo Ezra, y Mamá siempre me dice que soy muy espacial y bunita. Es mi frase favorita, sobre todo cuando se le forma ese hoyuelo tan gracioso en los labios, sonríe y acto seguido acaricia mi pelo blanco.

Mi Mamá me contó una vez que Papa abandonó este mundo hace años. No recuerdo como era, pues yo era muy pequeña cuando se fue. Aunque Mamá describe nuestro parecido similar al de dos gotas de aguas. Dice que heredé el pelo blanco de Papá, y no solo eso, también sus iris de color lila y su carácter, o al menos eso es lo que siempre comenta Mamá.

Tengo una extraña enfermedad, tan rara que los señores médicos no se ponen de acuerdo en darle nombre. Albinismo cruzado, Enfermedad de Chediak-Higashi o Gen11 mutado.

Tampoco es que importe mucho. Yo soy feliz.

Hace poco nos mudamos y acabé en otro colegio, todo eran caras desconocidas, nuevos niños y nuevos profesores.

El otro día en el colegio, un niño de mi clase, se rio de mi pelo blanco y de mis ojos color lila. Es un "buscapeleas", aunque no es maldad lo que le guía. Noté como crecía la ansiedad dentro de él, no consigue agradar a los otros niños, así que la única manera de obtener su atención es pegándoles o burlándose de ellos.

Ese día me giré con semblante serio y me dirigí en dirección hacia él. Me miraba brabucón, expectante a mis movimientos, yo sentí como volvía a crecer la ansiedad dentro de él. Entonces, una vez en frente suyo, lo abracé con cariño, de improviso y muy fuerte. No se lo esperaba, como tampoco se esperaba el besito en la mejilla.

Nos hicimos amigos.
Se lo conté a Mamá, y me dijo.

—Hija, eres muy espacial. Y eres bunita.


También hay un niño albino en clase. No como yo que tengo la enfermedad rara esa, este niño es albino de verdad, pelo blanco, iris blanco, piel extremadamente blanquecina, vamos, blanco blanquísimo. Lo que no entiendo es su cara de tristeza absoluta. Así que lo abordé...

—Apaga el sol —fue la primera frase que escuché del niño albino de verdad, y yo le respondí con severidad con otra pregunta para evitar que la ansiedad creciera dentro de él.

—¿Porqué los panes tienen forma de pene? —sonreí.

El niño albino de verdad me observó perplejo. Negó con la cabeza, sus ojos blanquitos solicitaban una respuesta a mi extraña pregunta.

—Los panes tienen forma de pene, porque si no —hice la famosa parada de misterio— ,¿de dónde saldrían los panecillos?

Sus ojitos parpadearon y por vez primera sonrío. Para no tener que apagar el sol le regalé un paraguas. ^^

Se lo conté de nuevo a Mamá, y me repitió.

—Hija, eres muy espacial. Y eres bunita.


Así pasaron unos cuantos años.

Un día, al llegar a casa del colegio, Mamá no se encontraba allí, pero encontré una nota suya escrita a mano encima de la mesa del comedor.

«Queridísima hija Ezra,
Me tengo que ir de este mundo, Papá me llama, pero no te preocupes, en el colegio estarás muy bien cuidada.
Cuando nos volvamos a ver, calculo que dentro de ciento sesenta y seis rotaciones terrestres, te llevaré a conocer el planeta Bunita, tu planeta natal, es un pequeño mundo en el interior de la nebulosa de Magallanes.
Hasta ese día continúa socializando con la people de este mundo.
Aprende y cuídalos mucho.
Hija, eres muy espacial. Y eres Bunita.
Besitos cósmicos.
Tu Mamá.»


Cierra tus ojos, encuéntrate y sigue para adelante. Buena Suerte.
Un Tranquilo Lugar de Aquiescencia

16 comentarios :

  1. UTLA,

    Me ha encantado!!! Si que es un ser especial, Ezra. Escribirás más sobre ella?

    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aiya Eowyn,
      En la mayoría de las ocasiones no soy yo quien escoge las historias, sino las historias las que me escogen a mi. Ezra me tocó con su especial energía y me hizo acudir a ella. ¿Quien sabe Reina Eowyn?
      Gracias por tus amables palabras, y por ser la "number one" en comentar en este pequeño sitio. ^^
      Namarië Eowyn, Tenna rato.

      Eliminar
  2. Bunita historia, si señor, con su magistral e inconfundible estilo, aunque mucho me temo que aquí le das un abrazo a un matón de patio de colegio y ya puedes correr.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimado maestro cahiers,
      jajaja todo depende de si es Ezra, que destempla corazones con su energía "espacial" y... bunita, como no. ^^
      Un abrazo muy grande pepe.

      Eliminar
  3. Respuestas
    1. estimado Hikari Javier,
      Tan bunica como tu luz. ^^ Siempre un placer leerte.
      Un abrazo muy grande Javier.

      Eliminar
  4. Con eso del pelo blanco y los ojos lila me ha recordado a Daenerys Targaryen :)

    Muy bonita la bunita ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimada Doctora,
      ¿Ojos Lila? Daenerys con ojos lila? La madre de Dragones? Ouyeahhh!!! jajaja
      La historia "bunica" como tus siempre "bunicos" comentarios. ^^
      Un abrazo muy grande Doctora y hasta la próxima visita.

      Eliminar
  5. Tú si que eres especial y entrañable este texto es un cúmulo de ternura y preciosas letras, me encantas.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimada Mia,
      La belleza siempre se encuentra en los ojos del ser que observa.
      Tus palabras "bunitas" siembre almacenan ese cariño "espacial" de las personas empáticas. ^^ besos cósmicos.
      Los demonios se subyagan con amor, un abrazo muy grande.

      Eliminar
  6. Creo que has encontrado un personaje muy bueno que puede dar mucho más de si desde su bunito planeta. Es curioso porque yo también me he hecho esas preguntas sobre las formas de los panes (en casa se comía baguette pues mis padres vivieron en Francia antes de nacer yo) igual somos de un planeta cercano. Por cierto que en mi pueblo dicen que los albinos tienen la virtud de encontrar tesoros escondidos.
    Abrazos! Borgo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimado Mr. Borgo,
      Tu eres un ser "espacial", tu forma de observar la vida, tus relatos, la forma de ver los panes dice mucho acerca de la "espacialidad" de los seres.
      Buen memorando ese,, los albinos enncuentran tesoros escondidos, genial!!
      Espero que Ezra nos visite más a menudo, pero en muchas ocasiones, son fugaces historias las que pasan por aquí, y se alejan de nuevo a sus planetas.
      Siempre un placer verte por aquí compañero.
      Un abrazo muy grande miquel.

      Eliminar
  7. ciertamente una historia muy espacial y bunita. La verdad es que me intriga la historia. No queda claro si realmente era de otro planeta o si su madre le contaba esas cosas para protegerla de una realidad mas cruel con enfermedades y familias desestructuradas con final tragico. Ambas historias me parecen increíbles y cuan diferentes son: la primera opción puede ser el principio de una gran aventura y la segunda una historia de superación. ¿Cual será? Conociendote imagino que lo dejarás a nuestra elección ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimada Amalasunta,
      Debo quitarme el sombrero Amalasunta,, pues has sabido encontrar el pequeño recoveco oscuro de la historia. ¿Familias desestructuradas o belleza alienigena?
      Yo prefiero quedarme con la segunda opción, pues yo tan solo transmito los mensajes que me llegan desde otra dimensión diferente. Todos podemos opinar acerca de las historias, pues incluso los propios autores, no dejan de ser lectores de sus hijos,, que crecen, evolucionan y acaban convirtiendose en un misterior incluso para ellos.
      La decisión...siempre es vuestra Amalasunta.
      Un abrazo Amalasunta Regna, princesa de las hadas de Bosquevilla y Madre del heredero único.

      Eliminar
  8. No te puedo explicar la gracia que me causó ese final: solté una carcajada. No sé si era el fin, pero ese fue el efecto que causó en mí. No me esperaba que de verdad fuera bunita... qué genialidad de relato.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimado Raúl,
      El fin siempre es que lo disfruteis. jajaja Me encanta que soltaras una carcajada,eso es que efectivamente lo pasaste bien. ^^
      Efectivamente, era Bunita, como nosotros somos Terrestres. Cuanto juego dan las palabras, sobre todo en boca de seres alieniegenas. Siempre es un placer verte por aquí.
      Un abrazo bruto escritor.

      Eliminar